• WILLY

Strike Back: octava temporada (crítica y análisis con spoilers).

Actualizado: 1 nov 2020



Para todos los fans de la acción desmedida, esta debería ser una serie más que conocida. Si esta es la primera vez que leéis algo sobre esta producción británico-estadounidense os ofrezco una breve introducción para poneros al día. Strike Back es una serie estrenada en 2010, basada en el libro homónimo de Chris Ryan, que nos pone en la piel de un comando de fuerzas especiales denominado Sección 20, cuyo fin, como supondréis, es eliminar las posibles amenazas terroristas que azoten a Occidente. Si bien la serie originalmente se compuso de cinco temporadas (2010-2015), en 2017 hubo un reboot con nuevos personajes que son los que persisten hasta esta octava y, supuestamente, última temporada.


Por tanto, en esta entrega final volvemos a encontrarnos con la Sección 20 bajo el mando del coronel Alexander Coltrane y su comando de cuatro hombres: Samuel Wyatt, Thomas "Mac" McAllister, Gracie Novin y Manisha Chetri. Entre los antagonistas principales van a destacar el terrorista musulmán bosnio Zayef y su hermano por un lado, y por el otro, la mafia albanesa personificada en la familia Demachi.


A modo de breve sinopsis de la trama, la Sección 20 tendrá que parar a Zayef. Siguiendo la línea de tópicos de manual, este señor está preparando un gran atentado y claro ¿habrá que evitarlo, no? Sin embargo, esta vez los guionistas han querido enrevesar un poco más la trama añadiendo una conspiración orquestada por los propios jefes de la Sección 20. Desvelado el pastel, nuestros protagonistas pasan a ser proscritos por su propio gobierno y tienen que limpiar su nombre a cualquier precio pero además, ¿qué sería de Strike Back sin recurrir a los rusos? En esta temporada volverá a hacer acto de presencia la agente rusa Katrina Zarkova con su correspondiente rol de agente doble (o triple o cuádruple) y entrará en juego una nueva e inesperada agente infiltrada. Por su parte, la familia Demachi al principio tiene poca importancia al actuar como vendedores de un arma para Zayef, pero conforme avanzan los capítulos veremos que hay algo más.



Hasta ahora no he hecho ningún spoiler de importancia, pero ahora ha llegado el momento, con lo que si tienes especial interés en ver esta temporada te recomiendo dejar de leer aquí y ahora. SPOILER ALERT. No me voy a andar con rodeos y ya voy a poner toda la carne en el asador: Mac muere. La verdad es que es una muerte anunciada a gritos desde el inicio de la temporada bajo el cliché de “te vamos a ascender y podrás dejar las misiones” pero no por ello es menos impactante. El tipo de muerte es la clásica heroica en un tiroteo al que acude en solitario y sin refuerzos y para variar, es abatido por Zayef, fórmula de manual para que el espectador sienta más repulsa hacia este señor y distraer su atención de los verdaderos antagonistas de la temporada. Los guionistas querían despedirse de Mac a lo grande y por eso dedican el sexto episodio de esta entrega a mostrarnos toda la historia del personaje y como hubiese sido su vida de haber dejado la Sección 20. Se trata de un capítulo que intenta apelar al corazón de los espectadores pero se nota que no es su fuerte, mejor que los productores se centren en la acción que sí que saben como venderla.



Conforme la temporada se acerca al final, llegamos al noveno episodio donde para nuestra sorpresa… ¡eliminan a Chetri! Este personaje, ahora ascendido al elenco principal, protagoniza una serie de momentos que nos hacen dudar sobre su verdadera lealtad ¿a las órdenes de los de arriba?¿al equipo?¿a su amistad con Zarkova? Al final, todas estas dudas le pasan factura ya que en cierto momento decide no tomar bando y abandonar a su equipo y tratar de huir del gobierno inglés. Su indecisión es la que le acaba costando la vida, ya que es capturada por los rusos y justo cuando iba a ser rescatada (inmerecidamente) por sus antiguos compañeros, es asesinada por la verdadera antagonista de esta entrega: la agente rusa Elena Stabokina más conocida como Arianna Demachi. A diferencia de con Mac, la muerte de Chetri parece que no le importa a nadie, ni a los guionistas.



Respecto a los otros tres protagonistas, el que menos interés tiene es el pobre Wyatt hasta la muerte Mac, momento en el que empieza a ser más descuidado por su seguridad consumido por el deseo de venganza. Por su parte, el coronel Coltrane es el primero en sospechar sobre las cuestionables órdenes que recibe de Whitehall y se encarga de llevar la investigación hasta el desenlace final, descubriendo que Zayef no es más que un títere financiado con dinero occidental para justificar una intervención militar en los Balcanes. Por último tenemos a Novin, excelente personaje que podría haber dado más de si ya que al inicio de la temporada mata por error a una civil, lo que podría haber abierto un interesante hilo argumental sobre la culpabilidad y los daños colaterales, así como una investigación interna de los hechos. Sin embargo, tras un par de episodios ni los propios guionistas debieron acordarse de la atrocidad cometida por este personaje ya que ni la propia Novin vuelve a pensar en el tema.


El último episodio de la temporada nos presenta a una Sección 20 disuelta pero dispuesta a vengarse por la muerte de sus dos compañeros. Coltrane descubre que Demachi va a recibir 250 millones de dólares en una ciudad a orillas del Mar Negro y pide ayuda a Wyatt y Novin. La triada superviviente decide tres cosas: robar 15 millones por cabeza, destruir el resto y matar a Demachi. Naturalmente la ciudad se convierte en un campo de tiro para nuestros protagonistas que finalmente logran escapar aunque no sabemos muy bien cómo. El caso es que se acaban dando cuenta de que el dinero que han robado es falso y encima Demachi se les escapa.


En el siguiente plano, han pasado unos meses desde el fatídico robo y Demachi se ha retirado a vivir a México. Coltrane la encuentra y, tras una breve conversación, la agente rusa confiesa haber traicionado a su patria y la mafia albanesa agenciándose todo el dinero ella. Poco después es ejecutada por el coronel británico. La serie culmina con una reunión entre Coltrane, Novin y Wyatt en la que el primero les informa de que se han limpiado sus nombres y deja entrever que la Sección 20 podría resurgir de sus cenizas, algo que en primera instancia Wyatt y Novin rechazan pero que deja la puerta abierta a los guionistas para hacer un nuevo reboot.



En conclusión, Strike Back es una serie concebida para un público que solo busca acción y esta última entrega no es una excepción. A lo largo de sus ocho temporadas el argumento siempre es el mismo con otros nombres y lugares, desviándose rara vez de su cuadrícula. Sin embargo tiene una audiencia bien definida y si eres fan del género te enganchará de principio a fin. Si buscas acción y algo más no sabría decirte si esta es tu serie. Si por el contrario solo buscas acción, disparos, explosiones, decenas de enemigos cayendo como moscas y bromas de baja categoría, tienes una cita con la Sección 20.


Un saludo.


110 visualizaciones0 comentarios