top of page

Entrevista a Oriol Estrada: comisario en 'The Art of Manga'.

Actualizado: 8 abr



El pasado jueves 4 de abril pudimos asistir a la apertura de la exposición ‘The Art of Manga’, en el Colegio Oficial de Arquitectos de Madrid (COAM). Además, tuvimos la oportunidad de entrevistar a su comisario: Oriol Estrada. A continuación os dejamos la transcripción de la misma.


 

ENTREVISTA A ORIOL ESTRADA, POR JULIO DAVID GARCÍA

  • Al buscar tu nombre en Internet, al igual que en la descripción que nos han facilitado desde la organización de la exposición, encontramos que eres un "divulgador de cultura japonesa especializado en manga y anime". Háblanos sobre ti. ¿Qué te llevó a interesarte y especializarte en este mundillo?

 

Madre mía, ¡no venía yo a hablar de mi libro! Básicamente soy generación ‘Dragon Ball’, soy de Cataluña y ahí fue un fenómeno brutal en los 90. Empecé a interesarme por el manga; a descubrir lo que era este y el anime, a leer, comprar… y después ya, con los años, comencé a escribir al respecto hasta finalmente trabajar de ello, profesionalizarme y dedicarme a la divulgación

 

  • Es decir, vienes de ‘Bola de Drac’, ¿no?

 

Sí, también del ‘Capitán Harlock’, que lo veía en los 80 y demás. Ya veíamos mucho anime, pero no éramos tan conscientes de que eso era anime. Eran “dibujos animados”.

 

  • Hace años, a las personas apasionadas por estos temas se les llamaban "frikis" de forma despectiva y eran habitualmente marginadas. Sin embargo, por suerte, con el paso del tiempo esto ha ido cambiando. ¿Cuál crees que es la razón detrás del creciente interés global en el manga y el anime en los últimos años?

 

Ojalá saber realmente la razón. Yo creo que hemos ido descubriendo poco a poco. Cuando descubrimos el manga “primero” teníamos una visión muy estereotipada de lo que era y, con el tiempo, nos hemos ido aficionando más. Hemos ido descubriendo más y se ha ido viendo que hay una variedad enorme de estilos y temáticas que llegan a gente muy distinta. Yo creo que eso ha ido conquistando poco a poco a más público. Sobre todo, gracias al anime, se ha llegado a un público al que quizá no llega el manga y han visto que todos esos prejuicios que había al respecto no eran más que eso, prejuicios. Han descubierto cosas como ‘Ataque a los Titanes’ o, ahora mismo, ‘One Piece’, de la que tienes una serie de imagen real en Netflix, y eso ha hecho que a la gente le empiece a cambiar un poco el chip. También, los otakus nos hacemos mayores y empezamos a estar en algunos sitios donde podemos recomendar y hablar mucho más del tema. Eso es importante.

 

  • En España, concretamente, cada año que pasa aparecen nuevos eventos o, como es este caso, exposiciones relacionadas con el manga y el anime. ¿Cómo definirías la influencia de estos medios en nuestro país?

 

Creo que la mejor manera de tomar la temperatura de la cultura otaku es en los eventos, incluso más que en la propia industria del anime. Es ir a los eventos y ver si funcionan. Y lo hacen, se venda mucho manga o se venda memos. Es ir y ver; si se empiezan a hacer exposiciones como esta, es un síntoma de que hay un interés que va incluso más allá. Ya no es solo esa idea del “adolescente al que le gusta ver dibujos animados” y ya está, sino que esta es una exposición que ya te está situando, incluso, casi de forma académica en lo que es el manga, de dónde viene y cuál ha sido su evolución. Creo que ahora ya nos lo tomamos en serio y lo vemos como una forma de arte más legítima que en esos tiempos donde eras un “friki” y no un otaku.

 

  • El manga y el anime son unos de los muchos medios que existen para acercarse a la cultura japonesa. Pero ¿qué aspectos culturales o valores japoneses crees que se reflejan con mayor frecuencia en estos?

 

Hay muchas cosas. La primera que se me viene son los valores que se transmiten desde la ‘Shonen Jump’, ya que al final los grandes éxitos que llegan de manga y anime son de esta revista. Está todo el tema del compañerismo, la amistad y del esfuerzo. También está la victoria, pero creo que el hincapié está en esforzarse para conseguir tus objetivos y hacerlo acompañado. Al final, los Nakamas son lo más importante. Incluso más que la victoria, probablemente.

 

  • Como comisario de la exposición, ¿cuáles de estos aspectos culturales querrías destacar y transmitir a los visitantes?

 

La exposición, más que los valores, quiere transmitir y está más centrada en la parte artística, en la estética y demás. Después ya nos vamos a una parte quizá más moderna, donde se hace muy didáctica explicando el tema de las demografías. En la parte final vemos cómo se hace un manga, en todos los aspectos. Está más centrada en el proceso artístico y no entra tan a fondo en las temáticas. Quizá esto ya sería para ampliarla y entrar más en ese tema, pero sí que hay algunos textos que hablan de obras como ‘Naruto’, ‘One Piece’ y de los distintos géneros que existen dentro del manga. Sobre todo, es más un recorrido artístico que de concepto.

 

  • Adaptar una muestra como esta para ser expuesta en Madrid, seguramente haya tenido sus dificultades. ¿Cuáles son los desafíos más importantes con los que os habéis encontrado al tratar de presentar el manga y el anime a una audiencia occidental?

 

Te diría que ahora es más fácil que antes, porque hay mucho más conocimiento, pero es una exposición que está pensada para alguien que no tenga ni idea de lo que es el manga. En ese sentido, el reto principal es hacer que esta historia, que te lleva desde sus inicios hasta la actualidad, se muestre de una forma y con un lenguaje que se entiendan. Además, consiguiendo piezas muy espectaculares e interesantes que, normalmente, son difíciles de ver. Piezas del siglo XIII y XIX, pero también del manga moderno hay de los años 30, 50, etc.

 

  • No hay ninguna duda de que, como ya hemos mencionado antes, la cultura japonesa cada vez cobra más fuerza. Habitualmente, el manga y el anime resultan una manera sencilla y accesible para descubrirla. ¿Cuál es tu opinión sobre su impacto en la industria del entretenimiento en comparación con otras formas de arte y, valga la redundancia, de entretenimiento?

 

A día de hoy creo que es clarísimo. Tenemos precisamente a Netflix haciendo sus propios “animes” que, aunque ni siquiera son japoneses, sino que son producciones de EEUU, ya tienen esa influencia enorme del anime. También en el mundo del cómic europeo y estadounidense, tienes a varias generaciones de autores y autoras con una influencia enorme, de los cuales incluso se están publicando cómics en Francia y en España. Tienes la revista ‘Planeta Manga’, donde está claro que hay autores que han aprendido el lenguaje del manga y ya es el suyo propio.

 

  • También hemos comentado con estos medios cobran más fuerza cada año que pasa. Nos gustaría saber, ¿cómo ves el futuro del manga y el anime tanto en Japón como en el ámbito internacional?

 

Yo creo que todavía es algo que puede ir un poco más allá. Ahora mismo vemos un boom enorme, que se está estabilizando a nivel de ventas y demás, pero creo que la cultura otaku en general está ya entrando en muchos ámbitos distintos. No solo en el manga y el anime, sino en la gastronomía, la moda, la música… tienes un opening de anime como ‘Oshi no ko’ siendo número uno en Estados Unidos. Yo creo que está en todas partes, con lo cual auguro un futuro inmediato muy bueno. También a medio plazo, aunque no sabes si después pasará de moda. Tienes a los coreanos apretando fuerte y eso no hay que olvidarlo. Pero, al final, ellos también se han imbuido mucho del manga y el anime. Vamos a terminar por universalizar este lenguaje y estará en todas partes.

 

  • ¿Cuál es tu obra de manga o anime favorita y por qué? Cuéntanos cómo la descubriste y qué impacto ha tenido esta en tu trayectoria.

 

Esa es la peor pregunta de la historia, porque es dificilísima de contestar. Te puedo decir que, probablemente, el más importante para mí es ‘Dragon Ball’ porque me ha llevado a estar aquí. Yo descubrí mi pasión por el manga gracias a ‘Dragon Ball’, que la conocía en los 90 como “Bola de Drac” en TV3. Después han habido otras obras que me han marcado como ‘Capitán Harlock’ o ‘Berserk’, que para mí han sido muy importantes cada una en su momento. Ahora mismo estoy enganchadísimo a ‘One Piece’. Pensaba que no me iba a subir a ese tren porque para mí ya había pasado… pero no, estoy enganchadísimo.

 

  • Por último, ¿qué consejos le darías a alguien que quiere profundizar en la cultura japonesa y aumentar su conocimiento sobre el manga y el anime?

 

Tienes unos cuantos libros para leer y, además, pausadamente. Internet a veces es un poco más caótico, pero puedes empezar por ahí buscando webs y cuentas en redes sociales que hablen de ello. Empieza a haber una bibliografía importante de libros que hablan de la historia del manga y el anime.


 


Gracias a Sold Out por organizar esta exposición, por darnos la oportunidad de acudir a cubrir su apertura y, sobre todo, a Oriol Estrada por la entrevista y el buen rato que esta supuso. Ha sido todo un placer, ¡volveremos seguro!


JULIUX

77 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page