Historia de Hyrule Warriors: La Era del Cataclismo (análisis con spoilers).



Finalmente, con la salida de Hyrule Warriors: La Era del Cataclismo, podremos saber lo que ocurrió 100 años antes de Breath of the Wild.


Al comienzo de la historia, nos situamos precisamente en dicho juego, cuando Zelda usa por primera vez el poder de la Trifuerza para poder salvar a Link del ataque de unos guardianes. Tras esto, vemos como un mini guardián que se hallaba en el Castillo de Hyrule despierta gracias al poder de dicha trifuerza, con lo que consigue abrir un portal en el tiempo para regresar al pasado.


Una vez situados en el Reino de Hyrule, vemos al Rey Roham animando a la caballería y brindando apoyo. Tras unas peleas se ve huyendo a Impa de unos enemigos, con lo que esta le lanza a Link la piedra seikah y consigue activar al mini guardián, haciendo que una torre emerja del suelo. Seguidamente, deciden tomar rumbo al laboratorio de Prunia y Rotver para sacar información de dicho guardián, con lo que consiguen ver imágenes del cataclismo.


Con el miedo en el cuerpo, Link, Zelda e Impa ponen rumbo a distintas regiones para poder controlar las bestias divinas y así ayudar en la gran guerra.


Primero, van a la región de los Zora, donde nos encontramos a Mipha, la elegida de dicha región que consigue manejar a Vah Ruta. Después, visitan a los Goron, donde conocemos a Daruk, un valiente goron con un poder defensivo inquebrantable, y este será el elegido para controlar a Vah Rudania. Luego visitaran a los Orni, donde veremos a Revali, elegido de dicho pueblo, y a Urbosa, elegida de la tribu de las Gerudo para controlar a las bestias restantes.


Una vez en la Ciudadela Gerudo, el clan yiga con el Maestro kogg al mando, les tiende una trampa a Zelda y Link, haciendo que Urbosa lance un rayo para neutralizar al enemigo, con lo cual aparece Sogg, la mano derecha de Kogg para huir con su maestro.


A continuación, vemos a un hechicero bajo el mando de Ganondorf viendo el futuro que asolaba Hyrule. Zelda, frustrada por no poder usar su poder y al ver que su padre no la apoya, decide visitar a los elegidos para ayudar con sus bestias divinas.


Posteriormente, deciden visitar el Bosque Kolog, donde yace la Espada Maestra, pero no sin antes encontrarse con Obab, un kolog gigante que les ayuda a llegar hasta dicha espada. Una vez ahí, se vuelven a encontrar al hechicero y este les tiende una tramp. Ante la impotencia, Link consigue sacar la Espada Maestra y así poder ayudar. Después de esto, el Gran Árbol Deku les aconseja de lo que deben hacer.


Más tarde, deciden volver al Castillo y celebrar la ceremonia de los cuatro elegidos y el caballero portador de la espada destructora del mal. Después de entrenar duro y conseguir información de las torres, vuelven a visitar al clan Yiga, donde derrotan a Kogg y, a este, tras sufrir la derrota, le visita de nuevo el hechicero amenazando con que son un estorbo.


Zelda decide visitar la Fuente del Valor para meditar y seguir su encomienda, pero, al ver que no hay resultados, se frustra aún más. Tras esto, ve como el Castillo es asolado por el renacer de Ganon y es tomado por su poder; al intentar huir, el rey derriba a un guardián, el cual acaba muriendo de un rayo lanzado por dicho guardián. Seguidamente, partió en busca de los elegidos y sus bestias.


Pero algo ocurre dentro de ellas, ya que Ganon ha enviado unas bestias malignas para derrotar dichos elegidos y así controlarlos. A continuación, emergen los elegidos de después de 100 años, los que serían sus sucesores para ayudarlos, así ocurre con las 4 bestias.


Finalmente se dirigen al castillo donde el hechicero es controlado por Ganon, y gracias a la ayuda de las bestias divinas y Link, consiguen derrotarlo y así poner fin al cataclismo que asolaba Hyrule.



OPINIÓN PERSONAL

Tras haber visto todo el juego, realmente puedo decir que me ha gustado y que no me ha decepcionado la historia. Algo a tener en cuenta es que, con los viajes en el tiempo que se ven, se produce una nueva línea temporal, ya que Ganon es derrotado en el pasado, con lo cual los acontecimientos que ocurren 100 años después no se darían creando así una paradoja temporal. Mi nota es de un 8,5/10.

32 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo